sábado, 30 de julio de 2016

CUANDO LA LITERATURA ES UNA FIESTA

No siempre, pero a veces la Literatura es una fiesta verdadera, un encuentro con gentes diversas, amigos, conocidos, gentes de un lugar u otro que se encuentran para eso: festejar algo tan maravilloso como el XXXII CONCURSO DE CUENTOS VILLA DE MAZARRÓN-ANTONIO SEGADO DEL OLMO, un premio de gran solera como dije en este mismo lugar hace unos días, y donde he participado como jurado, junto a Andrés Trapiello, Ignacio Martín Lerma, Marí Ángeles Rodríguez Alonso, Fernando Fernández Villa y José María López Ballesta, otorgando el Premio a la escritora valenciana, Montserrat Espinar Ruiz, por su relato 'Asesinato' y el accésit a al escritor navarro, Armando Ruiz Chocarro, por el cuento: 'Un vecino peligroso', dos escritores, dos relatos excelentes, que prestigian un premio que está ya considerado como uno de los más importantes en este género en España. Felicidades a los organizadores: Universidad Popular de Mazarrón y Ayuntamiento y Concejalía de Cultura de esta población costera murciana, y sobre todo a su alma mater: José María López Ballesta, que con rigor y sabiduría, coordina el fantástico evento. Aquí dejo unas instantáneas de la excelente edición de los cuentos ganadores y de la entrega de premios que se llevó a cabo anoche en el Hotel Playa Grande de Mazarrón, y que fue, como reza el título de esta entrega, una verdadera fiesta de la Literatura.

Enhorabuena a todos!!!!!
















No hay comentarios:

Publicar un comentario